Esta ensalada de espinacas frescas se puede tomar en casi cualquier época del año. Está muy buena y se hace en 2 minutos aproximadamente, siempre que tengas todos los ingredientes listos y preparados. ¡Estoy seguro de que te va a encantar!

¿Espinacas crudas en una ensalada?

Antes de explicarte la receta quiero contarte un poco sobre las espinacas crudas, algo que me comentan bastante a menudo…

Mucha gente no conoce ni se ha planteado hacerse ensaladas con este tipo de vegetal sin cocinarlo primero, pero la verdad es que están buenísimas. Tiene un sabor bastante fino y si estás hart@ de las típicas ensaladas con lechuga (a mi me tienen aburridísimo), son una opción genial. Aparte de tener muchas propiedades beneficiosas, fibra y ser sanísimas.

En resúmen, que sepas que SI se pueden comer crudas, que empieces desde ya a usarlas en tus ensaladas, batidos y demás recetas.

Ensalada de espinacas frescas con queso, miel y más

Ingredientes

  • 75 gr de espinacas frescas (lavadas)
  • 75 gr de queso en dados (yo he usado semicurado de oveja)
  • 50 gr de nueces peladas
  • 50 gr de arándanos desecados
  • 4 cucharadas de miel
  • 4 cucharadas de crema de vinagre balsámico

Vídeo receta de ensalada de espinacas

Esta ensalada de espinacas frescas se hace en aproximadamente 2 minutos, y está increíblemente buena. Por si tienes alguna duda, aquí te dejo el vídeo con el paso a paso.

Elaboración

Primero hay que mezclar las espinacas con parte del queso, de las nueces y de los arándanos.

Por otro lado vamos a juntar en un vaso y con ayuda de un tenedor, el vinagre y la miel hasta que emulsione y se haga una especie de salsa-aliño.

Se lo echamos a la ensalada y removemos bien hasta que quede todo pringado.

Para servir a mi me gusta ponerle por encima el queso, nueces y miel que hemos reservado. Si no, los ingredientes se quedan muy en el fondo y no queda un plato vistoso y apetecible.

Variantes

Si queréis veganizar esta receta basta con sustituir el queso por uno que sea vegano y que tenga cierta dureza, que no se deshaga. También cambiar la miel por sirope de ágave o si lo prefieres, aliñarlo con aceite y vinagre de módena.

Otra opción es ponerle algunas especias, aunque no es necesario quedan muy bien. Te recomiendo usar orégano y tomillo.

Se puede usar un chorrito de aceite de oliva virgen para darle más frescor, o incluso sustituir mi aliño por una vinagreta simple. Todas las opciones quedarán genial.

Espero que te haya gustado esta particular ensalada de espinacas frescas. Es muy energética y bastante diferente a las ensaladas convencionales que muchas veces cansan, así que te animo a que la pruebes.

 

¿Te aviso cuando haya nuevos artículos y recetas?

Los datos son incorporados a un archivo o plataforma de tratamiento de datos. Responsable: Daniel Martín. Ubicados en servidores de: Webempresa. Se usan para la gestión de la solicitud o consulta. La legitimación se basa en el consentimiento. No se ceden datos a terceros, salvo obligación legal. Puedes acceder, rectificar y borrar los datos, así como otros derechos como se explica en las políticas del Aviso Legal.

close
¿Te aviso cuando haya nuevos artículos y recetas?

Los datos son incorporados a un archivo o plataforma de tratamiento de datos. Responsable: Daniel Martín. Ubicados en servidores de: Webempresa. Se usan para la gestión de la solicitud o consulta. La legitimación se basa en el consentimiento. No se ceden datos a terceros, salvo obligación legal. Puedes acceder, rectificar y borrar los datos, así como otros derechos como se explica en las políticas del Aviso Legal.

¿Qué te ha parecido?
recipe image
Nombre de la receta
Ensalada de espinacas frescas con queso
Puntuación media
41star1star1star1stargray Based on 3 Review(s)